Marcha de la Desbandá: recuerdo y reparación

El próximo 27 de enero comienzan los actos que conmemoran la huida de miles de personas por la carretera entre Málaga y Almería y sus asesinatos a cargo de las fuerzas aéreas italianas y alemanas y la marina de Franco, hecho histórico conocido popularmente como la desbandá.

 

Con la presencia de representantes de la plataforma malagueña y andaluza republicana, Máximo De Santo, del Club Senderista, Rafael Morales; del Partido Comunista de Andalucía y Málaga, Ernesto Alba y Efraín Campos, respectivamente; de Alternativa Republicana, Manuel Báez, del secretario general de CC.OO. en la provincia, Fernando Muñoz Cubillo; del coordinador provincial de Izquierda Unida, Guzmán Ahumada; del parlamentario andaluz de esta formación, José Antonio Castro; de la viceportavoz en Diputación, Teresa Sánchez; la concejala de Málaga para la Gente, Remedios Ramos, y el concejal de Podemos, Juanjo Espinosa, entre otros, se ha dado a conocer el programa que se desarrolla en una primera parte por la provincia de Málaga, pero que discurre por Granada y Almería, con hitos en cada uno de los puntos históricos.

 

De Santos ha destacado que el objetivo que se persigue con la marcha, no sólo   recuperar la memoria de esta masacre, sino también reclamar responsabilidades a los que directamente fueron culpables. El representante de la plataforma Málaga Republicana (a la que pertenecen más de una veintena de colectivos y partidos) ha anunciado que se está estudiando reclamar responsabilidades a los estados alemanes e italianos, y al Español, criticando que ya en democracia se ha reclamado a diversas instituciones reparación y justicia, obteniendo la callada por respuesta.

 

En esa misma línea, Málaga para la Gente presenta una moción en el pleno de esta semana, donde se demanda acciones para reivindicar la memoria de las víctimas con diversas actuaciones (se adjunta). Remedios Ramos ha destacado como en estos años ha ido aumentando la participación individual y colectiva en estas marchas, así como la colaboración de instituciones públicas, como es el caso del Ayuntamiento de Almáchar, a cuyo alcalde, José Gámez, presente en la rueda de prensa, agradecieron que facilitara el alojamiento de los miembros de la Marcha Senderista.

Esta última  se desarrolla por segundo año consecutivo y está organizada por el Club Senderista La Desbandá. Rafael Morales ha explicado que el lema de este año “rompieron nuestras vidas, que no rompan nuestra memoria. No más genocidios” busca no olvidar y que cada vez sea más extenso el conocimiento del genocidio. La marcha senderista, que partirá desde Málaga el mismo 7 de febrero, tendrá once etapas y en una de ellas dedicará un homenaje a las Brigadas Internacionales, cuya contribución salvó numerosas vidas.